Tribuna de Opinión Trece Escalones

Las intenciones de Putin

Mapa de la Guerra de Ucrania.

Ahora que Putin ha ganado las elecciones, aunque no creo que estuviese muy preocupado por las urnas, el líder ruso tiene varios años por delante para avanzar en sus planes. La paz no parece ser uno de ellos, pero como hay muchas, demasiadas opciones, para seguir con la guerra, no está de más echarle un vistazo a lo que está pasando. Porque es bastante raro, la verdad.

Si algo tenemos claro, creo que todos, es que no se puede creer una palabra de lo que dice públicamente el gobierno ruso. No se puede creer nada de lo que dice nadie, pero en el caso de los rusos, la desconfianza debe ser extrema, porque seguían diciendo que no iban a atacar Ucrania cuando sus tropas ya llevaban dos horas invadiendo el país. Seguramente a alguien se le fue la cabeza con alguno de los muchos husos horarios del país, o simplemente se estaban riendo de la gente, pero los hechos con los hechos.

De lo que sí te puedes fiar es de lo que ves en los mapas. De lo que la gente hace, a pesar de las declaraciones, las promesas y demás charangas verbales. Y los mapas, hoy en día, están disponibles para cualquiera que quiera echar un ojo y hacer unas cuantas mediciones.

En primer lugar, absolutamente todo el material, provisiones y tropas que participan en la guerra tienen que cruzar el río Dniéper, porque todas las operaciones se desarrollan en la orilla oriental del río y porque el aprovisionamiento, que procede de Occidente, llega por el otro lado. Esto es un hecho. No hay armas ni municiones prácticamente que tengan su origen en el lado oriental del río. Otro hecho es que el Dniéper es un río verdaderamente enorme, que todo ese material, hombres y aprovisionamientos hay que cruzarlos por puentes, así que hay que mirar dónde están esos puentes. Y luego tenemos las distancias.

Por ejemplo, desde Cherkassy hasta el frente de Avdivka, hay 600 kilómetros, más o menos lo mismo que hasta Sloviansk, Kramatorsk y Liman. Meterle 600 kilómetros a todo lo que envías al otro lado ya es una barbaridad, pero es que si miramos el mapa, el siguiente puente después de Cherkassy está en Kremenchuk, 130 kilómetros más abajo. Sí, hay 130 kilómetros de río sin un solo puente. En Kremenchuk hay dos pasos, y el siguiente está en Kamianske, 120 kilómetros más allá. Y desde Kamianske al final del río hay solamente nueve puentes más, casi todos en Dnipro y Zaporiya. Los puede contar cualquiera que tenga ganas y cinco minutos para hacerlo.

Desde que comenzó la guerra me vengo preguntando por qué puñetas los rusos no atacan nunca esos puentes, que son verdaderos cuellos de botella por los que hay que pasar armas, municiones y aprovisionamiento diario para aproximadamente trescientos mil combatientes. Porque no es que lo intenten y no lo consigan. Es que no lo intentan y eso no me cabe en la cabeza. Si cortas esos puentes dejas a todo el frente ucraniano desguarnecido, los obligas a dar unos rodeos inmensos en sus líneas de suministro y el colapso es inevitable. Pero no lo hacen. No lo intentan. Nada.

Y ahí es donde entran en juego las intenciones de Putin, las que vemos, y no las que declara. Si quisiera conquistar toda la franja de Ucrania al este del río Dniéper, que es una franja enorme, atacaría esos puentes, impediría la llegada de suministros y sería trabajo hecho: nueva línea del frente en el río, cada uno a un lado, y cien años de frontera, porque defender la orilla oriental del Dniéper, sin esos puentes, es misión imposible.

Si no los ataca, es muy probable que su intención sea, con el tiempo, atraer a todo el ejército ucraniano hacia el lado oriental del río para, desde el Norte, desde Bielorrusia, conquistar TODO el país cuando esté indefenso. Eso es lo que estamos viendo, y nadie sabe cómo le saldrá el plan, pero si quisiera conquistar un trozo de Ucrania atacaría los puentes. Como no lo hace, es que su intención es quedarse con todo.

Así las cosas, parece probable que la paz no llegue cuando los rusos ocupen el Donbás, ni siquiera cuando logren una buena tajada de otras regiones como la de Jarkov. El tema de los puentes indica que su intención es ir a por el país entero.

No es muy optimista, ciertamente.

Etiquetas
stats