Exigen a la Junta que construya de inmediato un nuevo centro de salud en Pinilla

Protesta en el actualmente cerrado por deficiencias Centro de Salud de Pinilla.

“Pedimos que se haga un nuevo centro de salud y no chapuzas sobre un edificio que queda claro que está gravemente deteriorado y sobre el que no se debería sostener absolutamente nada”. Así ha expresado hoy el PSOE de San Andrés del Rabanedo y de León la exigencia a la Junta de Castilla y León de que abandone las demoras eternas y sobrecostes del supuesto arreglo del centro de salud de Pinilla y abogue por construir de inmediato uno nuevo.

Así lo resumía el procurador leonés Diego Moreno, portavoz socialista de Sanidad en las Cortes de Castilla y León, tras censurar que la Junta funciona “a golpe de chapuzas y anuncios electorales”.

En una rueda de prensa esta mañana en San Andrés, la secretaria general del PSOE local y alcaldesa, Camino Cabañas, junto a la secretaria de Sanidad de la Agrupación Municipal, Liliana Izquierdo, y la también procuradora Yolanda Sacristán, así como el presidente de la Asociación de Vecinos de Pinilla, David Martínez, recordaron que un nuevo edificio es vital después de que las obras actuales lleven paralizadas desde hace más de un año y no haya plazos ni movimientos en torno a esta obra de especial importancia para el municipio, pero también para los vecinos de Sariegos y Cuadros.

Cabañas recordó que esta exigencia llega “después de 20 años de peleas y reivindicaciones”, un proceso retomado en 2019 por el departamento entonces dirigido por la consejera Verónica Casado, y que se paraliza cuando se detectan unos problemas que obligan a detener las obras, con medidas que a postre supondrán más sobrecoste y nuevas dilaciones, como ya publicó ILEÓN.

“No se ponen de acuerdo porque la Junta mantiene que no hay daño estructural y en eso amparan la importancia de rehabilitarlo, pero la empresa que tiene la contrata en aquel momento presenta un informe donde sí se supone que hay un daño estructural, y evalúan ese modificado en casi 500.000 euros”, ha recordado la alcaldesa de San Andrés, evidenciado la necesidad de que se haga un proyecto totalmente nuevo para el Centro de Salud puesto que se sigue “sin tener ningún tipo de actuación sin saber efectivamente qué tipo de daño hay”.

Cabañas señaló que “detrás de las 21.000 cartillas están personas y sobre todo está la paciencia de los vecinos y vecinas de San Andrés del Rabanedo, porque en 2011 dijeron que había que ser solidarios con Babia”. “Lo más triste de todo es que en 2019 había un trabajo hecho por la Consejería en aquel momento dirigida por Verónica Casado, que se había puesto como objetivo sacar adelante ese Centro de Salud, junto al entonces gerente de Atención Primaria, José Pedro Fernández”, ha añadido Cabañas. Ha sido el cambio de color político “en el que deciden que están más pendientes de dar titulares salvajes o de repartirse sillones” de la extrema derecha cogobernando con el PP.

Liliana Izquierdo, concejala también de Sanidad en San Andrés del Rabanedo, remarcó que para una nueva sede sanitaria “hay terreno disponible y más económico, sería más rápido y más efectivo para todos”. “El único momento en el que hemos tenido una respuesta directa por parte de la Consejería ha sido que la decisión está tomada y no va a haber un edificio nuevo, pero la reforma no se continúa ni se retoma”, censura, achacando al popular Alejandro Vázquez que desde que tomó el mando de la Consejería “ni siquiera contestan a las peticiones de información solicitadas”.

Una nueva protesta

El presidente de la Asociación de Vecinos de Pinilla detalló que el próximo 14 de diciembre, a las 19.00 horas, se ha convocado una nueva manifestación para reclamar que se desatasque esta situación, después de que el pasado 4 de noviembre se solicitara por escrito el informe técnico de los desperfectos en la cimentación, además de que se ha reclamado la posibilidad de que sea el colectivo el que haga otro informe técnico independiente.

“Dicen que estructuralmente el edificio está deteriorado y eso no hacía falta que nos lo dijeran ellos, porque antes de que comenzaran las obras, si entrabas en la zona del párking, había 8 o 10 columnas en las que ya se veía que estaban rajadas, con grietas que iban de arriba abajo”, ha añadido David Martínez.

Finalemente, Yolanda Sacristán subrayó “el maltrato de la Junta al barrio de Pinilla, que se une al grave retroceso que ya hubo con los recortes del año 2012, que supusieron una gran pérdida tanto de profesionales como de falta de actualización de las infraestructuras de los centros de saluden la provinciade León y, en este caso, también del Centro de Salud de Pinilla”.

Etiquetas
stats