Gersul perdió 17 millones de euros por no recaudar a tiempo la tasa de las basuras

Contenedores de basura en Villaobispo.

El Consorcio Provincial de las Basuras debería dar de baja contable 17.334.019,84 euros de recibos no cobrados desde 2014 a 2018, según el informe del Consejo de Cuentas de Castilla y León que ya desveló que sus números no reflejaban “la imagen real de su contabilidad financiera”.

Gersul dejó de cobrar esos 17 millones de euros en los años en que ha podido centrarse el Consejo de Cuentas, que llega a decir en su valoración de cómo se han manejado los fondos de esta institución pública que será “prácticamente imposible” conseguir una versión fiable de cuánto dinero se ha perdido en su gestión.

La institución que vela por el correcto gasto de dinero público tiene que reconocer, a la hora de intentar certificar las cuentas de Gersul, que “las incidencias que se han relacionado y las limitaciones al alcance vienen dadas por la imposibilidad de certificar el montante de las deudas y de los derechos prescritos por la tasa y por la falta de aprobación y rendición de las cuentas del Consorcio”.

“Tras la finalización de los trabajos de fiscalización, por medio de alegación formulada, el Ayuntamiento hace constar que ha tenido acceso al programa de recaudación de Gersul, donde puede observarse que por parte de la empresa encargada de la recaudación se practicaron, en 2016, anulaciones y prescripciones de derechos por importes de 7.630.368,53 y 2.139.879,26 euros, respectivamente, si bien se señala que no consta instrucción de expediente ni adopción de acto administrativo al respecto”, explica el informe.

“También se hace constar que la Diputación, fruto de las tareas de recaudación que actualmente lleva a cabo, propone una prescripción adicional de valores, por importe de 7.573.771,69. Con ello, una vez regularizada la situación y adoptados los correspondientes acuerdos, el montante total de derechos a dar de baja en contabilidad ascendería a 17.334.019,48”, concluye.

Una subida del 16% para compensar pérdidas

Lo que viene a indicar el Consejo de Cuentas autonómico, en lenguaje contable-administrativo, es que Gersul no fue capaz de cobrar durante los años 2014 a 2018, cuando gestionaba el PP Ayuntamiento y Diputación de León, una buena parte de los recibos de las tasas de las basuras y que a lo largo de los años se han venido contabilizando contablemente como 'derechos' para no reflejar el agujero en las cuentas.

Esto se debe a que el Consorcio Provincial de las Basuras no había rendido las cuentas desde precisamente ese año, 2014, y porque la recaudación por vía ejecutiva –es decir, el cobro de los recibos impagados– era mínima. “El grado de recaudación de las deudas de ejercicios cerrados es muy bajo, en torno al 2%”, apunta el informe del Consejo de Cuentas presidido por el leonés Mario Amilivia.

De esto se deduce que Gersul, ahora presidido por el socialista Santiago Dorado, haya tomado la decisión de aumentar un 16% el recibo de la recogida de basuras en toda la provincia; para intentar así reparar el agujero contable con el que se han encontrado a la hora de regularizar la contabilidad y rendir cuentas.

Una medida tomada “de golpe”, que ha tenido ya una amplia contestación social, y que ha puesto en contra a los empresarios leoneses que se plantean recurrirla ante los juzgados; mientras Izquierda Unida, que ya denunció hace un año ante fiscalía las irregularidades en la gestión de Gersul, sigue sin noticia de si se inician acciones legales contra los antiguos gerentes y responsables políticos de este desaguisado.

Etiquetas
stats