El incendio de Otero de Naraguantes arrasó 50 hectáreas de robles, encinas y pinos

Una imagen del incendio Forestal en Otero de Naraguantes (Fabero). // César Sánchez / ICAL

El incendio declarado el viernes por la tarde entre Otero de Naraguantes, en Fabero, y San Miguel de Langre en Berlanga del Bierzo, arrasó 50 hectáreas de robles, encinas y pinos según el parte de la Junta de Castilla y León de este lunes por la tarde. El suceso se declaró rápidamente nivel 2 de Infocal y obligó a movilizar un importante dispositivo de extinción tanto por tierra con maquinaria y bomberos forestales como por aire con hasta cuatro helicópteros trabajando de manera simultánea.

Durante la mañana del sábado, las llamas se rebajaron a nivel 1 de peligrosidad y el incendio quedó controlado a última hora de la tarde del domingo, cuando se bajó a nivel 0. No obstante, siguen en investigación las causas de su origen.

Además, están también pendientes de perimetración los graves incendios de Montes de Valdueza en Ponferrada y Paradaseca en Villafranca del Bierzo que, aunque se dan por “controlados” desde la semana pasada, todavía se desconoce qué superficie afectaron.

La Junta sí informa de la extinción de un conato en La Uña en Acebedo que quemó 0,3 hectáreas de matorral y una de pasto.

Etiquetas
stats