Política Política
Política

DIPUTACIÓN DE LEÓN

Llorente se queda el acta en la Diputación de León y anuncia que Ugal-Upa abandona la política

El vicepresidente de la Diputación de León seguirá como No Adscrito y rompe el pacto con UPL, señalando que desde ahora la organización dejará de hacer acuerdos políticos y que cada alcalde decidirá sus alianzas y representatividad.

Comparecencia del vicepresidente de la Diputación de León, Matías Llorente
Comparecencia del vicepresidente de la Diputación de León, Matías Llorente.
A. Vega | 26/05/2022 - 11:52h.

El vicepresidente de la Diputación de León, Matías Llorente, ha anunciado este jueves en rueda de prensa que se queda el acta de diputado provincial y seguirá apoyando el gobierno del PSOE, deja a UPL sin representación y anuncia que el sindicato Ugal-Upa renuncia a seguir presentándose a elecciones municipales como organización.

El histórico diputado provincial ha puesto así fin al acuerdo entre su sindicato y UPL, en vigor desde el 2015, tras poner fin los leonesistas al pacto con el PSOE en la Diputación desde 2019. Llorente mantiene el acta porque asegura que el acuerdo era que el diputado provincial correspondía al grupo del sindicato agrario y niega ser un tránsfuga por carecer de afiliación política, aunque el pase a No Adscrito se contemple como tal en el Pacto Antitransfuguismo.

El sindicalista agrario ha reconocido que ha sido "una decisión difícil" de tomar, al tiempo que anunciaba el fin de la etapa política de Ugal-Upa, que durante más de 30 años se asoció con el PSOE y los últimos dos mandatos con UPL. Así, ahora cada alcalde y pedáneo de Ugal-Upa decidirá de forma autónoma cómo afronta sus perspectivas política en la formación que decida o bien de forma independiente. En el pueblo donde es alcalde, Cabreros del Río, sí se pasarán al grupo de los No Adscritos. La ruptura del acuerdo entre UPL y Ugal-Upa afecta a 9 ayuntamientos y varias pedanías, que ahora tendrán que decidir si mantienen el grupo leonesista o se pasan a no adscritos.

La decisión de Llorente de mantenerse en la Diputación conlleva que él mismo pase a ser diputado No Adscrito y desaparezca el grupo de UPL, que supone prescindir de las 2 personas que corresponden al grupo y a la asignación de gastos. La última actualización del Pacto Antitransfuguismo, que UPL no ha firmado, señala que depende de los partidos el uso de esta denominación, ya que considera tránsfuga al representante público que no siga el criterio fijado por "los órganos competentes" del partido por el que fue elegido, y al que se separe de la disciplina de su partido.

Llorente cree que UPL ha roto con el PSOE por su crecimiento electoral y no por los supuestos incumplimientos del pacto, "UPL rompe porque cree que ya lo tiene todo resuelto". Según el vicepresidente se ha hecho "una buena labor" en la Diputación. El diputado ha querido poner en valor como principal gestión del mandato de la Diputación de León el plan de conectividad, que a final de año llevará la banda ancha a 900 localidades

Además, se ha separado notablemente de los leonesistas al asegurar que su grupo defiende los intereses de los ciudadanos de la provincia de León y no de ninguna Región, en referencia a la Leonesa para la que UPL defiende la autonomía número 18. "Cuando se habla de León, Zamora y Salamanca no lo entiendo, porque si León estamos como estamos, Zamora no quiere saber nadie nada y Salamanca mucho menos no se cuál es la Región que se defiende", explicó.

Llorente ha agradecido al presidente de la Diputación, Eduardo Morán, su apoyo en este mandato y ha sido muy claro sobre su decisión, "Yo no dejo lo que comienzo". Agotará el mandato provincial tras más de 30 años de diputado en el Palacio de los Guzmanes.

publicidad

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Deja tu comentario