Tudanca promete una ley de igualdad salarial y el primer gobierno paritario de la historia de Castilla y León

Ical

El candidato del PSOE a la Presidencia de la Junta de Castilla y León, Luis Tudanca, aprovechó esta mañana un acto conmemorativo del Día Internacional de la Mujer, celebrado hoy en Medina del Campo (Valladolid) para prometer una ley de igualdad salarial entre hombres y mujeres y la formación del primer gobierno paritario de la historia de la Comunidad si gana las próximas elecciones autonómicas del 24 de mayo. Acompañado de la eurodiputada socialista Elena Valenciano; la presidenta del PSOE de Castilla y León, Soraya Rodríguez, y la alcaldesa de Medina del Campo, Teresa López, el secretario regional del Partido Socialista abogó por seguir “rompiendo barreras y techos de cristal” para lograr una verdadera igualdad entre hombres y mujeres.

Tudanca anunció que el PSOE no va a esperar a gobernar en España para promover una ley de igualdad salarial en Castilla y León porque desea acabar con la “lacra” de que una mujer cobre un 25 por ciento menos que un hombre por realizar el mismo trabajo. Además, recordó que la Comunidad tiene una tasa de actividad femenina con cinco puntos menos que la media nacional. A su juicio, una “brecha” de desigualdad “tremenda”. En ese sentido, apuntó que recuperará la Red Mujer Empleo y aumentará los fondos para luchar contra la violencia de género.

Y es que el candidato socialista a la Junta deseó que Castilla y León sea un “referente” en las políticas sociales y esté “en la vanguardia” no solo en el empleo y la industria sino también en la igualdad entre hombres y mujeres, que es tan necesaria en el ámbito rural. Se mostró partidario de que la lucha por las mujeres sea una de las “prioridades” del futuro gobierno regional. De momento, precisó que no tiene “ni hombres fuertes ni mujeres débiles” en la Ejecutiva de su partido.

Lamentó que en el año 2015 aún sean necesarios actos para promover la igualdad de género. Luis Tudanca lo relacionó al hablar del cambio del modelo ideológico impulsado por el Partido Popular, caracterizado por los retrocesos de derechos y libertades, y no tanto a la crisis económica.

En todo caso, criticó los retrocesos que han supuesto para las mujeres la reforma laboral, las medidas de conciliación de la vida laboral y familiar y los recortes en educación, sanidad y dependencia que han perjudicado al colectivo femenino. También se refirió a las “tentaciones” del Gobierno central de reforma de la ley de la interrupción voluntaria del embarazo y la lucha contra la violencia de género, con la desaparición de recursos para la protección de las víctimas.

Por su parte, Elena Valenciano alertó del claro retroceso que sufren las mujeres en el camino de la igualdad que “conseguimos con muchísimo esfuerzo” de muchas personas. Citó los recortes en términos de empleo, autonomía y libertades por las “injusticias” de los gobiernos de la derecha que imponen a las mujeres, que son las grandes perjudicadas de la crisis. “La precampaña electoral debe servir para reclamar que la lucha continúe ni dar un paso atrás hacia la emancipación porque la liberación de las mujeres será bueno para la sociedad”, aseveró.

Ley de violencia de género en la UE

La eurodiputada socialista mencionó las propuestas que impulsa el PSOE en el Parlamento Europeo de igualdad salarial y la creación de una ley de violencia de género en todo el continente. No en vano, manifestó que la violencia de género no se mide de la misma forma en los países de la Unión Europea, por lo que es imposible diseñar una estrategia “mínimamente coherente” para luchar contra esta lacra.

Valenciano aseguró que la violencia de género es un “fenómeno muy extendido” en la Unión Europea y “parece mentira” que aún no haya una directiva contra ello. También se refirió a la igualdad salarial que, pese a estar consagrada en todos los textos fundaciones de la Unión, no se verifica en los países miembros. Citó el caso de España, donde la brecha salarial entre hombres y mujeres ha aumentado “enormemente” en los últimos años.

La presidenta del PSOE de Castilla y León consideró necesaria, más que nunca, este tipo de jornadas para defender los derechos de las mujeres. Afirmó que la elección del título del acto de hoy 'La voz de las mujeres' surgió hace unos días después del gesto del ministro de Defensa, Pedro Morenés, cuando pidió silencio en el Congreso ante una pregunta por un caso de acoso sexual a una militar en el Ejército.

Soraya Rodríguez criticó la ideología del PP que considera que la igualdad entre hombres y mujeres ya está conseguida pero la desigualdad “impregna como una mancha de aceite” la sociedad. A su juicio, es imposible desligar los recortes con la lucha del feminismo y animó a las mujeres a ser “parte activa y protagonistas” de los cambios.

Etiquetas
stats