Tudanca carga contra la “nueva derecha” que apoya a la “vieja derecha” para seguir haciendo daño a los mismos ciudadanos

Ical

El secretario general del PSOE de Castilla y León, Luis Tudanca, cargó esta tarde en Valladolid contra la “nueva derecha”, en referencia a Ciudadanos, que apoya a la “vieja derecha” o el Partido Popular para seguir haciendo daño a los mismos ciudadanos. En un acto de partido con la presencia del portavoz socialista en la Asamblea de Madrid, Ángel Gabilondo, el secretario regional del PSOE criticó la “incompetencia” y la “crueldad” del PP de la Comunidad que ilustró con un pequeño cuento de los “socialdemócratas de boquilla” que han privatizado el hospital de Burgos, llevaron a cabo recortes en la sanidad por importe de 650 millones o intentaron cerrar las urgencias rurales.

Tudanca recordó, en declaraciones recogidas por la Agencia Ical, la adjudicación por ocho millones de euros a una empresa vinculada al ex consejero de Economía, Tomás Villanueva, para instalar el programa informático necesario para la receta electrónica. Pero también lamentó las desafortunadas palabras de la consejera de Economía y Hacienda, Pilar del Olmo, de que la crisis económica había acabado.

Minutos antes de participar en el acto, recordó que la palabra consenso es muy amplia, donde parece caber todo, e imprescindible en estos momentos. “Somos muy conscientes de que España tiene una fractura territorial y hay un hecho dramático ocurrido hace unos días en Francia pero también hay una fractura social que ha creado una tremenda desigualdad y también hay una fractura entres las instituciones y los ciudadanos”, aseveró. Precisamente, habló de que el programa electoral del PSOE para los próximos comicios del 20 de diciembre recoge la manera de “reparar” esas fracturas.

El secretario regional del PSOE recordó que su partido está en los grandes consensos de Estado y en los grandes acuerdos como la lucha por la unidad y contra el terrorismo. Añadió que es una formación “reformista” que pretende responder a una demanda “incesante” de cambio en el país y en las instituciones para “dotarnos de mejores herramientas de participación, regeneración política y lucha contra la corrupción así como para blindar lo social”.

Fue entonces cuando mencionó la movilización hoy de profesionales de la enfermería para reclamar la dimisión del consejero de Sanidad por la “fractura en la sanidad pública” que ha dejado “tirados en la cuneta” a más de 20.000 personas con las oposiciones a Enfermería.

Antes de su intervención, le tocó el turno al candidata número 1 al Congreso por Valladolid, Soraya Rodríguez, quien alertó de lo que pasó en la Comunidad de Madrid en las últimas elecciones autonómicas puede ocurrir el próximo 20 de diciembre. “Entonces, si no ganaba Ángel Gabilondo, gobernaría el PP como así fue y ahora si no gana el PSOE, gobernará Mariano Rajoy”, manifestó.

Por su parte, el candidato al Senado, Emilio Álvarez, animó a los asistentes a comenzar la campaña electoral “entusiasmados” y apartar al PP del Gobierno que “tanto daño está haciendo”. Además, significó que el PSOE puede presentarse a los comicios con el aval de lo realizado en el pasado y pidió salir a ganar el partido porque “lo exige la sociedad”. No en vano, precisó que el 20 de diciembre hay una “gran oportunidad” de cambio y solo lo puede liderar el Partido Socialista ya que es la “única alternativa” a la derecha.

Oportunidad perdida

El alcalde de Valladolid, Óscar Puente, inició su discurso centrado en la persona de Gabilondo al considerar que Madrid perdió su oportunidad en las elecciones de mayo. Recordó que Ciudadanos “apuntaló” al PP en la Comunidad y, por tanto, a Cristina Cifuentes, por lo que “no hay color” al compararla con el ex ministro de Educación. A su juicio, uno de los partidos “nuevos” como Ciudadanos optó por “lo sencillo” al apostar por la derecha. Una situación que, precisó, podría haber ocurrido en Valladolid de haber logrado esa formación un concejal más que hubiera dado su apoyo a León de la Riva. “De ahí la importancia de las próximas elecciones”, advirtió.

Puente aseguró que el único voto que garantiza que el PP no gobernará es el del Partido Socialista. “Si Rajoy necesita los votos de Ciudadanos para gobernar, así será”, auguró el alcalde. A su juicio, es bueno que el PSOE sea fuerte y no atomizar el voto a la izquierda, como defiende el líder de Podemos, Pablo Iglesias.

Destacó los valores del PSOE, un partido compuesto por personas “con experiencia” en la gestión, capaz de dar soluciones a los problemas de los ciudadanos, desde el progresismos y el realismo. Y eso es posible gracias a un líder y unas estructuras “renovadas” que está listo para afrontar el reto.

Etiquetas
stats