Soria cifra en 22.000 millones el coste de la reestructuración de la minería

José Manuel Soria, Ministro de Industria

EFE

Hace veintidós años, esas comarcas producían unas 19,6 millones de toneladas de mineral, una cifra que en la actualidad se reduce a seis 6 millones, ha afirmado hoy el ministro en declaraciones a la prensa después de inaugurar la XVI Conferencia Iberoamericana de Ministros y Empresarios de Turismo (CIMET).

“A lo largo de todos estos años, con dinero público, se han canalizado 22.000 millones de euros para la reestructuración, para prejubilaciones, para la ayuda a la formación, para ayudas a empresas y para hacer determinadas obras publicas en los municipios y en las comarcas mineras”, ha afirmado Soria.

“Por tanto, todo eso ha ido orientado a producir una actividad alternativa en las comarcas mineras y a eso tienen que ir destinado también los recursos” que se presupueste entre 2013 y 2018 siempre, lógicamente, “dentro de lo que son las restricciones de recursos presupuestarios que tenemos”, ha señalado el ministro.

Respecto a la supresión en 2015 de los incentivos implantados por el Gobierno para incentivar la quema del carbón nacional, Soria ha recordado que esa normativa fue elaborada por el anterior ejecutivo socialista y ha subrayado la posibilidad de que las ayudas se retiraran antes.

“Habrá ayudas en el año 2013 y las habrá en 2014, pero no podemos ir más allá porque así lo establece ese real decreto”, ha afirmado Soria.

En febrero de 2010, el Gobierno aprobó el real decreto que regula el mecanismo para incentivar el consumo de carbón nacional por parte de las eléctricas, un sistema que entonces se estableció que fuera “transitorio” y, como máximo, se extendiera hasta 2014.

Este Gobierno ha decidido llevarlas hasta el límite de lo que dice ese real decreto, ha destacado Soria.

Por otra parte, Soria ha insistido en que el Ejecutivo trabaja para que Bruselas permita que a partir de 2019 las empresas mineras que sean competitivas y que hubieran recibido ayudas públicas puedan seguir abiertas sin tener que devolverlas, contrariamente a lo establecido en el plan 2013-2018 remitido a Europa en agosto de 2011.

“El Gobierno va a trabajar en esa línea y además lo estamos haciendo con el grupo parlamentario popular en el Parlamento Europeo. No es fácil, es difícil, es muy complicado, porque está incluido en una decisión de la UE de agosto del año 2010”, según Soria, quien ha insistido en que su intención es que la minería del carbón que sea competitiva pueda seguir abierta a partir de 2019.

Por mandato de la Unión Europea, a partir del 1 de enero de 2019, todas las minas que hayan tenido ayudas deberán devolverlas si desean seguir produciendo. Si no desean seguir, no tendrán que devolverlas y cerrarán.

Etiquetas
stats