Confirman signos de violencia en el cuerpo de Esther López aparecido en Traspinedo

Investigación de la Guardia Civil en Traspinedo. / Leticia Pérez / ICAL

La autopsia realizada al cuerpo de Esther López, localizada este sábado en Traspinedo, pueblo en el que residía y del que había desaparecido 25 días antes, ha determinado hoy que el cadáver presentaba finalmente signos de violencia, algo que a simple vista no se apreciaba, porque podrían ser internos.

La autopsia habría confirmado la muerte violenta de Esther López de la Rosa, la mujer de 35 años cuyo cadáver fue hallado a primera hora de la mañana del sábado en Traspinedo, localidad vallisoletana de la que era vecina y donde despareció el 12 de enero.

No han trascendido detalles sobre de las causas concretas de su muerte, pero los primeros análisis practicados al cuerpo de la víctima, realizados en el Instituto Anatómico Forense de Valladolid, apuntarían a una muerte de origen violento.

Fuentes de la investigación no descartan que el cuerpo, localizado en los alrededores del pueblo, hubiera sido abandonado allí esa misma noche previa a su hallazgo. Mientras, las investigaciones siguen centradas en dos vecinos, uno de ellos de momento puesto en libertad.

El cadáver de Esther fue localizado este sábado, en torno a las 10.30 horas, por un hombre que paseaba por el lugar, a unos tres kilómetros de la localidad vallisoletana.

Fue encontrado en una zona que ya había sido rastreada, en una muy próxima a la que se había inspeccionado, y apareció en superficie. Es decir, no estaba enterrado, además de no presentar de manera visual aparentes signos de violencia que explicaran su fallecimiento.

A partir de ese momento, aparte del determinante resultado de la autopsia, se investiga si el cadáver se encontraba allí desde un principio o si pudo haber sido colocado en este paraje posteriormente, todo ello mientras la investigación permanece bajo secreto de sumario judicial.

La hipótesis de que el cuerpo fuera conservado en algún otro lugar durante varios días antes de trasladarlo a la cuenta donde apareció coincide con las declaraciones efectuadas el pasado sábado por el jefe de la Comandancia de la Guardia Civil, el coronel Miguel Recio, que precisó que el cuerpo fue encontrado en una zona que ya había sido rastreada. No obstante, Recio también hizo una llamada la prudencia y afirmó que “tenemos que ser muy minuciosos con la investigación. Ahora por desgracia ya no hay prisa y tenemos que hacerlo lo mejor posible, para hallar todas las pruebas posibles que nos permitan esclarecer el hecho sin lugar a dudas”.

Además, de confirmarse este primer análisis, se confirmarían las declaraciones de la delegada del Gobierno contra la Violencia de Género, Victoria Rosell, que el domingo aseguró que la muerte de Esther López fue “violenta” .

La Diputación de Valladolid guardó este mediodía un minuto de silencio en memoria de la vallisoletana Esther López, tras 26 días desaparecida. La institución, con el presidente Conrado Íscar a la cabeza, quiso trasladar así una muestra de apoyo y solidaridad para con la familia y los amigos de la mujer.

Etiquetas
stats