La ventanilla única y una comisión se seguimiento mejoran la gestión del parque público de viviendas para alquiler social de León

Firma convenio Ayuntamiento de León y Junta de Castilla y León

E.F.G./Ical

El consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, y el alcalde de León, Antonio Silván, firmaron hoy un convenio de colaboración que mejora las actuaciones que llevan a cabo ambas administraciones respecto del parque público de viviendas con destino al alquiler social, con el fin de facilitar al ciudadano el recurso y dar más rapidez a la gestión. En concreto, las mejoras se centran en la instauración de la ventanilla única, que ejercerán los Centros de Acción Social y en la creación de una comisión de seguimiento.

Se trata, resumió Suárez-Quiñones, de que el ciudadano pueda resolver todos los trámites necesarios en una única oficina “y no les mareemos con paseos a personas que bastante tienen con la situación de necesidad que viven”. Además, la comisión de seguimiento analizará el funcionamiento del parque “para facilitar este recurso y agilizar su gestión”.

Silván subrayó la adhesión de todos los grupos municipales, a excepción de León en Común, a un acuerdo que pone de manifiesto la volundad de colaboración de Junta y Ayuntamiento para mejorar la coordinación entre administraciones. Un convenio, recordó, que nace de una moción aprobada por unanimidad en Pleno para dejar clara “la preocupación de todos por el derecho a una vivienda digna”.

Los Ceas, siete en el caso de la capital leonesa, valoran las situaciones de riesgo de exclusión social de las personas o familias y acreditarán la necesidad de acceso a una vivienda en régimen de alquiler social dando directamente traslado de la petición a la Junta a través del Servicio Territorial de Fomento. Por su parte, la Consejería mantiene a los servicios sociales de León informados permanentemente sobre el número de viviendas disponibles, tanto en León capital como en la provincia, información que trasladarán a los interesados, dándoles el asesoramiento y orientación profesional necesarias para formalizar la solicitud.

Parque público

El Programa de Vivienda Social en Castilla y León, cuyas líneas maestras derivan del Diálogo Social, recordó el consejero, se centra en el fomento del alquiler, como eje prioritario sobre el que se sustenta la política de vivienda. El Parque Público de Vivienda en Alquiler de la Junta se nutre de viviendas incorporadas de distintas procedencias: las propias de la Administración autonómica desocupadas y reservadas para colectivos en riesgo de exclusión social, otras aportadas por la Sociedad de Gestión de Activos Procedentes de la Reestructuración Bancaria (Sareb), las incluidas en el Programa Rehabitare, cedidas por los ayuntamientos a la Junta para su rehabilitación y posterior alquiler en el medio rural, y las de protección pública propiedad de Somacyl, que actualmente se ofrecen en alquiler con opción a compra.

En total, casi 1.600 inmuebles componen el parque público autonómico -66 de ellas en la provincia leonesa-, a las que se suman dos viviendas denominadas de tránsito, para situaciones de emergencia social, que aporta el Ayuntamiento de León. Suárez-Quiñones apostó por seguir aumentando el número de casa disponibles al tiempo que subrayó que el incremento registrado en el último año y medio supera el 40 por ciento. La política de vivienda social de la Junta incluye, recordó, la convocatoria de ayudas al alquiler, con apoyo a las rentas más bajas, a la que este año la Consejería destinó 11,3 millones de euros que triplicaron el número de beneficiarios, alcanzado a 8.760 personas, de las que 2.048 fueron en la provincia de León.

Ayudas en León

Antonio Silván comento que el Ayuntamiento cubre las necesidades básicas de familias y personas que tienen dificultades para acceder a una vivienda o hacer frente a los gastos que se derivan de la misma. En los diez primeros meses de este año, se tramitaron 669 ayudas de emergencia que suponen más de 550.000 euros, se gestionaron 67 relativas a suministros básicos (agua, luz, calefacción) por más de 28.000 euros y se emitieron 15 comunicaciones a empresas eléctricas para evitar el corte del suministro. En problemática habitacional, se ayudó a más de 300 familias en el primer semestre del año con más de 182.000 euros -destaca el pago de alquiler con 170.498 euros, el 93 por ciento del total-. En los últimos 18 meses se ayudó a 722 familias con problemas de vivienda con más de 410.000 euros.

Etiquetas
stats