Silván pregunta a Renfe si ha frenado la inversión de 1,9 millones en el antiguo economato en León

Estado de la parte de atrás del economato, en el que se habían preparado obras que ahora no parecen existir.

El portavoz del equipo de Gobierno en el Ayuntamiento de León, Fernando Salguero, informó hoy, tras la Junta de Gobierno, que el alcalde de la ciudad, Antonio Silván, ha remitido al presidente de Renfe, Isaías Táboas, una carta mostrando su “inquietud y preocupación” ante la posible paralización del proyecto de obra en el antiguo economato de la compañía, donde en las últimas semanas se han retirado las casetas y material de obra.

En la misiva, Silván solicita información del “estado y previsiones del proyecto” al mismo tiempo que ofrece “la máxima colaboración para, entre todos, contribuir a mejorar las infraestructuras y la calidad de vida de los leoneses”.

“Ante esta situación quiero poner en tu conocimiento, como presidente de Renfe, mi grave preocupación por la posible pérdida de la inversión, por la situación actual de los trabajadores, hoy prestando servicio en la ciudad en diversos edificios, y a lo que se une el malestar de los vecinos por el deficiente estado en que ha quedado el edificio”, explicó el regidor en su epístola, en la que destacó que el trabajo conjunto de los últimos años entre el Consistorio y la empresa pública logró unificar todos los servicios de Renfe, gracias a una inversión de dos millones de euros, para conseguir unas oficinas de primer nivel.

En realidad se trata de unas obras adjudicadas a principios de este 2018 por un coste total de casi 2 millones para la total reforma de los 2.200 metros cuadrados de la entreplanta del edificio de la calle Astorga en la que Renfe desmanteló hace una década su antiguo economato.

El inicio de las obras estaba previsto en abril de abril, según la adjudicación a la empresa de Galicia Uncisa Construcciones e Infraestructuras SAU, y en el local reformado deberían reunificarse todos los servicios que la compañía mantiene dispersos por oficinas propias y alquiladas en varios puntos de la capital, y el plazo de culminación de los trabajos debía situarse dentro de los tres primeros meses del próximo año, algo que visto lo visto no ocurrirá.

Otros asuntos

La Junta de Gobierno celebrada hoy en el Consistorio leonés también trató la finalización de la tramitación administrativa para realizar las obras urgentes de restauración en la muralla de León, en concreto, en el cubo S6, situado en la calle Conde Rebolledo, la calle que sube de la Rúa al Barrio Húmedo, tras el polémico derrumbe sufrido en marzo de 2017 durante unas labores de consolidación.

El portavoz del PP, Fernando Salguero, indicó que con la aprobación del Plan de Seguridad y Salud de la actuación, que cuenta con un presupuesto cercano a los 130.000 euros, las obras podrán ponerse en marcha “cuanto antes”, sin más concreción.

También se adjudicó, por un importe de 3.000 euros, a la Asociación de Libreros de Viejo y Antiguo de Castilla y León (Alvacal) la celebración de la XXVI edición de la Feria del Libro Antiguo y de Ocasión 2018 que se desarrollará entre el 8 de octubre y el 7 de noviembre en la Plaza de San Marcelo.

Por otro lado, la Junta de Gobierno concedió el permiso para ampliar el convenio de colaboración con la Universidad de León (ULE), que permitirá poner en marcha el Observatorio Municipal para la Inclusión Social, una actuación que cuenta con financiación del Fondo Social Europeo de Desarrollo Regional.

Por último, los responsables municipales aprobaron la contratación de las obras de acondicionamiento en la zona de habitaciones del Parque de Bomberos, así como las obras de adecuación de los puntos limpios de la ciudad por un importe de más de 45.000 euros. También se inició el expediente de contratación del servicio 'Línea Verde', con un importe de más de 22.000 euros por tres años y con el objetivo de que comience a funcionar el 1 de enero de 2019.

Etiquetas
stats