Medalla de Oro del Gobierno a los trabajadores sepultados por un alud de San Isidro

Foto aérea del lugar en el que se produjo el alud del 1 de enero. / Servicio de Emergencias del Principado de Asturias

La Delegación del Gobierno en el Principado de Asturias, que dirige Delia Losa, ha anunciado la concesión de la Medalla de Oro de Protección Civil con distintivo rojo y a título póstumo a Virgilio García y César Fernández, los dos operarios que fallecieron el pasado mes de enero sepultados por un alud de nieve en el puerto de San Isidro, en la vertiente asturiana, mientras trabajaban en la quitanieves para mantener abierta la carretera.

La tragedia fue la primera y nefasta noticia con la que se inauguró el año, ya que ocurrió el 1 de enero. Los dos operarios del servicio regional de Carreteras de Asturias trabajaban en puerto de San Isidro, en la carretera AS-253, retirando la nieve de un alud por el que se había quedado atrapados tres vehículos bajo las viseras de la zona. Sin embargo, les sorprendió un nuevo y violento alud que arrastró su quitanieves.

Los equipos de rescate, con apoyo también desde la Diputación de León, iniciaron unas labores ímprobas en condiciones de fuerte ventisca y alto riego de desprendimientos, y gracias a ello ese mismo día se pudo encontrar el primer cuerpo sin vida de uno de los trabajadores.

Tras un mes de operativo de búsqueda, muy peligroso por las constantes caídas de más nieve, con ayuda de tecnología y todo tipo de medios, se encontró el segundo cadáver.

Ahora, el Gobierno destaca la arriesgada labor de ambos trabajadores públicos, que dieron sus vidas realizando un servicio en beneficio de la ciudadanía.

César Fernández Ordóñez, de 53 años y vecino de Mieres, fue el primero que encontraron. Como acababa de incorporarse al servicio y apenas llevaba unos pocos viajes, le acompañaba ese día el otro trabajador, Virgilio García, de 61 años, un empleado muy experimentado.

Etiquetas
stats