La Junta recurrirá al Constitucional para achicar la deuda farmacéutica

ileon.com

Aunque no es la única medida que abordará, la Junta de Castilla y León ha confirmado hoy que presentará en las próximas horas un recurso ante el Tribunal Constitucional para reclamar el pago de 724 millones de euros que formaban parte del acuerdo de financiación autonómica firmado con el Gobierno central.

Así lo ha revelado esta mañana el consejero de Sanidad, Antonio María Sáenz Aguado: “En el modelo que plantearon por parte del Gobierno de recursos adicionales, se habló de que ascenderían a los 10.000 millones para el conjunto. Como consecuencia de los recortes en la política del Gobierno para la reducción del déficit se eliminaron estas cantidades adicionales. Eso ha supuesto que la Junta haya planteado o esté planteando un recurso ante el Tribuanl Constitucional reclamando 724 millones de euros, que son los que nos corresponderían de acuerdo al modelo de financiación que se aprobó”.

“Estamos hablando de gastos en medicamentos, que en Castilla y León tienen una cuantía muy elevada, en torno a los 1.000 millones de euros. De los cuales, quiero señalarlo, unos 750 millones se contabilizan en consumo de medicamentos a través de recetas, que estamos abonando prácticamente al día a través de los Colegios de Farmacéuticos. Los 250 millones restantes son a través de centros hospitalarios, que es donde tenemos esas facturas pendientes”, puntualizó.

También señaló que la Junta tenía ya casi cerrada una operación denominada “factoring” con un grupo de entidades que estaba dispuestas a comprar la deuda de la Comunidad, una fórmula que aceptaban un gran número de proveedores, entre ellos, Roche. Sáez Aguado indicó que aquella alternativa fracasó debido a que una agencia rebajó la calificación de la deuda soberana de España.

“Para afrontar esta situación, con distintas entidades financieras a través de un operación de factoring, que consistirían en que las entidades financieras compren esa deuda y la Gerencia de Salud va abonando con los intereses correspondientes y en los plazos acordados, esas cantidades. Alguna de las agencias rebajó, en el mes de julio, la calificacion de la deuda española y eso ha dificultado esa operación de factoring que nos hubiese permitido abonar a los proveedores”, indicó.

Etiquetas
stats