El Gobierno plantea salidas para hacer deporte y pasear “si la evolución de la epidemia es favorable”

Eduardo Margareto / ICAL . Imagen de archivo de un corredor de montaña, en Santa Marina de Valdeón

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha comparecido este sábado a las 20.15 horas para recordar a los padres y niños menores de 14 años que podrán salir a la calle a partir de este domingo 26 de abril una vez al día, un tiempo máximo de una hora, a menos de un kilómetro de distancia de los hogares. Pero también les ha pedido que extremen las medidas de higiene y de distanciamiento social.

Si esas salidas “se ajustan a las reglas” y no crece el número de nuevos contagios en una semana, Sánchez ha adelantado que se plantea permitir salir a pasear con las personas que convivan juntas y hacer deporte de manera individual al resto de la sociedad a partir del día 2 de mayo. Siempre teniendo en cuenta que “la evolución de la pandemia es favorable”. Para ello, Sánchez ha resaltado la importancia de la prudencia en las salidas: antes, durante y después de las mismas.

El martes se presentará el plan de desescalada en el Consejo de Ministros, aunque ha avanzado que será una desescalada “gradual, asimétrica y coordinada”. Todos los territorios irán desescalando pero ajustándose a su situación epidemiológica. “Esto no es una carrera. No consiste en ver quién abre antes un centro comercial. Saldremos todos pero cada uno a su ritmo”, y todos coordinados por un mando único y siguiendo los mismos pasos aunque a distinta velocidad.

“Sólo venceremos al coronavirus cuando haya una vacuna y ese proceso se va a demorar meses”, por eso es fundamental el “esfuerzo colectivo” y la “responsabilidad social”, como se ha hecho “hasta ahora”, porque “nos ha costado mucho llegar hasta aquí y debemos actuar con la máxima prudencia”.

Lo cierto es que hasta el momento, ningún país del mundo ha completado un proceso de desescalada, por lo que no hay una “hoja de ruta” que seguir. “Es importante definir criterios objetivos para graduar la transición a la nueva normalidad que no va a ser la que teníamos antes del estado de alarma”, sentenció.

La filosofía es avanzar hacia la nueva normalidad sin echar por tierra lo conseguido hasta ahora y que se produzca un rebrote. En ese trayecto, será muy importante reforzar la Atención Primaria para estar más cerca del momento de contagios entre ciudadanos. Asegurar que hay camas en UCIs tanto para las personas contagiados por Covid-19 como para los pacientes de otras patologías. Del mismo modo, habrá que activar una vigilancia epidemiológica y reforzar los sistemas de salud pública. Y, por último, conseguir una identificación y contención del contagio y ser estrictos con las medidas de protección colectiva.

Etiquetas
stats