La caída de la carga de un camión con destino al nuevo centro comercial de León provoca daños en una treintena de vehículos

Las antiguas viviendas en la zona van desapareciendo. / C.J.D.

Un camión ha provocado daños en una treintena de vehículos el pasado jueves 10 de diciembre en su recorrido por algunas de las principales carreteras de la provincia de León, ha informado la Guardia Civil en un comunicado.

Los hechos ocurrieron entre las 07:00 horas y las 08:00 cuando el caminón circuló por las carreteras A-6, N-120, LE-30, N-601, LE-11 y A-66, perdiendo más de un centenar de piezas metálicas de diferentes dimensiones, esparcidas sobre la calzada entre las localidades de Astorga y León.

Los teléfonos de los centros de emergencias de la Guardia Civil y 112 Emergencias de Castilla y León, recibieron diversas llamadas de emergencia por los usuarios de las carreteras, poniendo en conocimiento que sus vehículos se encontraban averiados en la vía, imposibilitados para continuar viaje, por haber sufrido daños materiales de diversa consideración, en su mayoría reventones de los neumáticos, cuya causa era la caída en la calzada de piezas de pequeño tamaño pero pesadas y con aristas de diferentes formas y dimensiones.

Sobre la procedencia de las piezas, ninguno de los propietarios de los vehículos dañados pudo aportar datos del vehículo que supuestamente las transportaba, haciéndose cargo el equipo de Atestados e Informes del Subsector de Tráfico de la Guardia Civil de León a la inspección ocular de los vehículos implicados así como la instrucción de diligencias.

Por parte del Grupo de Investigación y Análisis de Tráfico (GIAT) del Sector de Tráfico de la Guardia Civil de Castilla y León, con sede en León, se iniciaron gestiones en varias factorías dedicadas a la manufacturación, fabricación, estampación, mecanizado de piezas de acero y de aleaciones especiales, establecidas en la comarca del Bierzo, en las localidades de León, Astorga, Bembibre, Ponferrada y Camponaraya, así como en las provincias de Lugo, A Coruña y Pontevedra.

Las piezas no fueron reconocidas por ninguna de las empresas consultadas, por lo que se procedió a realizar gestiones por las distintas obras públicas que se estaban realizando en León y su Alfoz, llegando a averiguar que el destino de las piezas eran las obras de construcción de una nave que se está construyendo en el polígono de La Granja en León, tratándose de piezas utilizadas para el montaje de los prefabricados de hormigón de la misma.

La caída en la vía de la carga de un vehículo, por su mal acondicionamiento, creó un grave peligro para el resto de usuarios de la vía, lo que constituye una infracción calificada como muy grave al Reglamento General de Circulación, pudiendo ser constitutivo de un delito contra la seguridad vial, sí se produce por negligencia grave. La correcta sujeción de la carga por ser considerada un elemento esencial para la seguridad vial, ya que debe estar sujeta de tal forma que no se produzca ningún movimiento en la misma como consecuencia de las condiciones de circulación, informa la Guardia Civil.

Etiquetas
stats